#NFL - Los picks de la semana 18 en la NFL

Por: Jimena Sánchez


La edición de 2016 de lo NFL Playoffs empieza con el Wild Card Round, y nos espera un fin de semana cargado de buenos duelos. 

Un total de 4 (Big Ben, Eli Manning, Aaron Rodgers, y Russell Wilson)  de los 8 QBs que veremos esta semana han sido campeones del Super Bowl anteriormente, y el duelo entres los Packers y los Giants pinta para ser particularmente interesante. A continuación les presentamos nuestro análisis de este Round de Comidnes, y la semana que entra estaremos de regreso analizando todo lo relevante del round divisional.

Sábado 3 PM


Los Oakland Raiders llegan a este partido de playoffs con un récord de 12 ganados y 4 perdidos, pero lo hacen sin su QB de franquicia Derek Carr pues sufrió una fractura en la semana 16. Los Texans son los campeones de la AFC South, y lograron un ligeramente respetable récord de 9 ganados y 7 perdidos en virtud de una defensiva que juega particularmente bien en casa.

Este es posiblemente el partido menos atractivo del round de comodines, pues ninguno de los dos equipos cuenta con un QB legítimo y el ganador seguramente será eliminado la siguiente semana en el round divisional de los playoffs.

Ventajas para los Texans:  Durante los últimos dos años la marca registrada de los Texans ha sido su defensiva, y aun sin contar con J.J. Watt durante el 2016 la defensa de Houston se mantuvo competitiva.

Jugando en casa los Texans acumularon un récord de 7 ganados con solamente 1 perdido, y definitivamente les sienta bien recibir en la postemporada a una ofensiva de Raiders que sin su estrella Derek Carr se ha quedado completamente sin filo.

La adquisición de Brock Osweiler - quien será el QB titular en este partido para los Texans -  ha sido un verdadero fracaso para Houston pues la ofensiva no ha sido productiva en toda la campaña y de hecho Osweiler ha lanzado más intercepciones (16) que  touchdowns (15).  Sin embargo, la defensiva de los Raiders ha sido bastante mala en el 2016 y terminó la campaña regular rankeada en el puesto número 27 en defensiva total.

Es decir, solamente hay 5 equipos que han sido peores defensivamente hablando que los Raiders. Aun con sus limitantes, y con jugadores estelares como el receptor DeAndre Hopkins, Brock Osweiler debe ser capaz de vulnerar la defensiva de Oakland temprano en el partido y confiar en que la defensiva de Houston hará el resto del trabajo contra los poco  probados QBs  suplentes de los Raiders.

Ventajas para los Raiders:  La ofensiva de los Raiders fue de las más potentes de la liga toda la temporada, pero eso era con Derek Carr en los controles.

Sin Carr las opciones ofensivas de Jack Del Rio se reducen tremendamente, pero los Raiders aún cuentan con talento importante en sus skill position players como el RB Latavius Murray, y los WR Amari Cooper y Michael Crabtree. Todos ellos tienen que elevar su juego para dar posibilidades a Oakland de tener éxito contra una muy buena defensiva de los Texans.

Del lado defensivo los Raiders cuentan con un talento excepcional en Khalil Mack, quien debe hacerse presente y ser una fuerza disruptiva para el ritmo y tempo de Brock Osweiler para forzarlo a cometer sus muy habituales errores.

Pronóstico: Los Raiders no son tan buen equipo como su récord de 12 victorias lo indica. Muchas de esas victorias se dieron por proezas de Derek Carr en el 4to cuarto de partidos cerrados, y en virtud de ello Carr se ha establecido como uno de los mejores QB de la NFL y como un genuino candidato a ser nombrado el MVP de la campaña.

Los Raiders no han tenido una buena defensiva en toda la temporada, y sin Carr generando ofensiva para compensar por la porosa defensiva de su equipo se ve muy complicado que pueden derrotar a los Texans a domicilio.

Houston no es un buen equipo y se han beneficiado de jugar en una división mediocre y de recibir a los heridos Raiders en el round de comodines, pero su defensiva es suficientemente buena para contener un ataque de Oakland trágicamente limitado por la lesión de su jugador de franquicia.

Ganador: Houston Texans

La Mejor Apuesta:  Raiders +3.5, más de 37 puntos.




Sábado 7 PM


En algún momento de la temporada los Lions fueron uno de los equipos más sorprendentes de la temporada por su capacidad de ganar partidos de diferentes formas, pero llegan a los playoffs con una racha de 3 derrotas consecutivas.

Sí los Giants no hubieran derrotado a los Redskins en la semana 17, que por cierto fue un partido en el que los Giants no tenían nada porque jugar, los Lions se hubieran quedado fuera de los playoffs por completo.

Los Seahawks han sido un equipo volátil toda la temporada, pero en sus mejores  momentos se han visto como uno de lo 3 mejores equipos de toda la NFL. A Seattle le ha pesado la ausencia de Earl Thomas, pero la ofensiva de Russell Wilson tiene capacidades de destruir a cualquier oponente en cualquier semana.

Ventajas para los Lions: La verdad es que Detroit no parece tener mucho a favor en este encuentro. Durante las primeras 13 semanas de la temporada Matthew Stafford juego de forma excepcional, pero desde su lesión en el dedo de la mano derecha en la semana 14 su precisión como pasador ha disminuido considerablemente.

Stafford es un gran talento, y si los Lions tienen esperanzas de resolver favorablemente este encuentro  su QB debe jugar un partido prácticamente impecable; Stafford tiene la capacidad de hacerlo aunque las probabilidades en este encuentro indiquen lo contrario.

Sin Earl Thomas la secundaria de los Seahawks es vulnerable, por lo que Marvin Jones Jr. podría mostrar de nuevo la capacidad de hacer el tipo de  jugadas grandes que solamente le vimos durante las primeras 4 semanas de la temporada regular.

En Zack Zenner los Lions han encontrado un RB bastante capaz, y su uso como jugador de posesión podría ser crucial para que Detroit sostenga ofensivas y mantenga a Russell Wilson y a su ofensiva en la banca.

Habiendo dicho lo anterior, lo que más tiene a su favor Detroit para este encuentro es que Seattle ha tenido actuaciones garrafales contra Tampa Bay y Green Bay, y si por alguna razón Seahawks decide tener un mal día frente a Detroit, los Lions no van a perdonar.

Ventajas para los Lions:  No hay localía de más peso en toda la NFL que la que Centurylink Field le da a los Seahawks detrás del llamado “12th Man”.

Desde el 2010 y jugando en casa durante los playoffs, los Seahawks tienen un récord de 5 ganados y 0 perdidos, promedian 29.2 puntos por partido, y permiten solamente 21.4 puntos por juego.

En otras palabras, han sido invencibles cuando juegan en casa durante la postemporada. Russell Wilson es fácilmente uno de los mejores mariscales de campo de la NFL, y con armas como Doug Baldwin y Jimmy Graham no deberían tener mayor problema para abultar el marcador a una defensiva de los Lions que permitió 41 puntos a los Cowboys en la semana 16, y 31 puntos a los Packers en la semana 17. Si adicionalmente logran establecer el juego terrestre con Thomas Rawls, los Lions van a estar en serios problemas. Aún sin Earl Thomas  la defensiva de los Seahawks es una unidad competente que puede ser un factor dominante contra la ofensiva de los Lions.

Pronóstico: Pese a que en papel estos equipos se ven muy parejos, de los 4 partidos del fin de semana este es el juego que tiene más potencial de volverse una paliza que Seahawks podría propinar a Detroit.

Los Lions han perdido tres partidos consecutivos, y en sus dos últimos en particular la ofensiva de Matthew Stafford no ha sido efectiva. El ambiente en el estadio de Seahawks será muy poco favorable para Detroit, y aunque el juego se mantenga interesante por momentos, a la larga Pete Carroll y sus muchachos están mucho mejor preparados para tener éxito en los playoffs.

Ganador: Seattle Seahawks

La Mejor Apuesta: Más de 42.5 puntos, ligera inclinación a tomar Seahawks -8




Domingo 12 PM



Cuando estos dos equipos se enfrentaron en la semana 6, los Dolphins obtuvieron una sorprendente victoria con marcador de 30 a 15.

Y fue sorprendente porque hasta entonces Miami se había visto como uno de los peores equipos de toda la NFL, y la ofensiva de Steelers ya tenía  de regreso al  dinámico Le’Veon Bell.

El buen trabajo del coach Adam Gase rescató la temporada de Miami, y ahora ambos equipos se enfrentan de nuevo en lo que - curiosamente - será el primer partido de playoffs en el que los Steelers cuentan con Ben Roethlisberger, Le’Veon Bell, y Antonio Brown simultáneamente.

Ventajas para los Dolphins:  Siendo perfectamente honestos, la realidad de las cosas es que la ofensiva de los Dolphins con Matt Moore ha sido bastante equivalente a la que tenían con Ryan Tannehill. Moore ha sido competente, y los Dolphins están en los playoffs por ello.

En la semana 6 los Dolphins enfrentaron a los Steelers en Miami, y Jay Ajayi destrozó a la defensiva de Pittsburgh con 202 yardas por tierra y dos touchdowns.

No necesariamente Miami podría repetir la misma dosis, pero si bien la defensiva de los Steelers ha mejorado gradualmente durante la campaña, aún tienen puntos débiles que un buen Head Coach como Adam Gase podría capitalizar.

En recientes fechas la defensiva de Miami ha jugado mucho mejor, al grado que su Coordinador Defensivo Vance Joseph suena fuerte como candidato a ocupar alguna de las 6 vacantes como Head Coach que al momento se encuentran abiertas en la NFL.

Sí los Dolphins logran establecer a Jay Ajayi, y efectivamente usar a Jarvis Landry como receptor de posesión, este duelo podría ser más cerrado de lo que muchos esperan.

Ventajas para los Steelers: Ben Roethlisberger es uno de los mejores QBs de la NFL, y Le’Veon Bell y Antonio Brown bien podrían ser el mejor RB y WR respectivamente.

La razón por la cual lo Steelers ganaron 7 partidos consecutivos a partir de la semana 11 es porque con Le’Veon Bell corrieron el ovoide  mejor que nadie en la AFC. En sus últimos 6 partidos los Acereros corrieron para 146, 148, 117, 240, 97 y 127 yardas, promediando poca más  de 145 yardas por encuentro. 

Bell es un jugador increíblemente dinámico, y al momento ha sido completamente imparable. Sí Miami plantea su defensiva pensando en contener a Bell, entonces Big Ben puede atacar con Antonio Brown que es capaz de quitarle la tapa a cualquier defensiva en cualquier momento.

Los Patriots parecen ser el equipo más completo en todos los sentidos en la AFC, pero los Steelers podrían tener la ofensiva más potente que de engranar en todas sus dimensiones será prácticamente imposible para los Dolphins mantener el paso.

Pronóstico: Lo lógico es esperar que lo Dolphins van a plantear un partido enfocado a controlar el reloj de posesión y a mover las cadenas lenta y metódicamente.

Sí este partido se vuelve un shootout, Miami simplemente no tiene la capacidad de mantener el paso con la ofensiva de Steelers.

Aunque reconocemos el buen trabajo que han hecho los Dolphins en al año, particularmente remontando de lo que fue un garrafal inicio de la campaña, la ofensiva de Big Ben jugando en Hynes Field es difícil de contener y no creemos que los Dolphins vayan a salir bien librados de esta.

Ganador: Pittsburgh Steelers

La Mejor Apuesta:  Más de 47 puntos, Dolphins +10




Domingo 3 PM





La historia se repite para Eli Manning y los Giants, pues para ganar ambos de sus campeonatos en los años 2007 y 2011 tuvieron que ir a Lambeau Field y ganar un partido de playoffs en aquel  histórico estadio.

Si bien la ofensiva de los Giants ha dejado mucho que desear esta campaña, Manning ha demostrado en el pasado que eleva su nivel de juego considerablemente cuando todo está en la línea.

La defensiva de los Giants va tener que dar su mejor actuación, porque nadie en la NFL está jugando mejor que Aaron Rodgers en estos momentos y contener a su ofensiva no será propuesta fácil para nadie durante los playoffs.

Ventajas para los Giants: Desde la semana 7, dónde los Giants enfrentaron a los Rams en Londres, no ha habido mejor defensiva en toda la NFL que la de New York. Con Landon Collins, Dominique Rodgers-Cromartie, Janoris Jenkins, y Eli Apple los Giants tienen la mejor secundaria de toda la liga. Damon ‘Snacks’ Harrison es una verdadera muralla contra el juego terrestre en la línea de golpeo, y Oliver Vernon es una constante presión al QB de la oposición.

El Coordinador Defensivo Steve Spagnuolo ha diseñado una defensiva perfecta para contener a las ofensivas modernas de la NFL, y su creatividad para diseñar diferentes esquemas de blitz ha sido inigualable.

La versión 2016 de los Giants es un equipo defensivo, y es detrás de esa identidad como han ganado 11 partidos de temporada regular en la muy competida NFC.

Sí la defensiva de Giants mantiene su altísimo nivel de juego, entonces solamente podría bastar con una genialidad ofensiva de Eli Manning con  Odell Beckham Jr. para que los Giants puedan avanzar al round divisional.

Ventajas para los Packers: Hay muchos expertos que dicen que el mejor QB que han visto en la historia es Aaron Rodgers en la temporada 2014, y desde hace 6 semanas Rodgers ha jugado cerca de ese altísimo nivel que le vimos hace un par de años. Aunque el partido en las X’s y las O’s es mucho más cerrado de lo que parece, la razón por la que los Packers son el gran  favorito para ganar este encuentro es por lo dominante que ha sido Rodgers durante la racha de 6 victorias consecutivas que le ganó a los Packers el título de la NFC North.

La defensiva de Green Bay también ha mejorado mucho su nivel de juego, y si logran presionar a Eli Manning por el lado izquierdo, podrían explotar el hecho de que Erek Flowers de los Giants es uno de los peores tackles izquierdos de toda la NFL.

En Jordy Nelson y Davante Adams Aaron Rodgers cuenta con dos receptores de primer nivel, y aunque el duelo contra las secundaria de los Giants no será fácil, la habilidad de Rodgers para extender jugadas con sus piernas puede ser factor determinante en romper el esquema defensivo de Nueva York y conectar con sus receptores  en rutas improvisadas para tomar la ventaja en el marcador.

Pronóstico:  Este es un partido muy complicado para los Packers, y parece en algunas instancias que no se le está dando suficiente crédito a la defensiva de los Giants. Este duelo es sin duda el mejor de la semana, y esperamos un partido realmente cerrado. Finalmente el problema no es la defensiva de los Giants, sino que su ofensiva ha sido prácticamente inoperante todo el año y que depende demasiado de la capacidad de Odell Beckham Jr. para convertir un slant de 5 yardas en una anotación de 60 yardas después de la recepción.

Tratando de mantener el paso con Aaron Rodgers la ofensiva de los Giants tendrá que hacer más, y en 16 partidos de temporada regular no han demostrado la capacidad  de hacerlo.

Ganador: Green Bay Packers

La Mejor Apuesta: Giants +4.5, mas de 44.5 puntos.




Por: Jimena Sánchez y @Cover3_mx